Esta intervención salda una deuda histórica frente a la mitigación del riesgo de erosión en este sector. Se beneficiarán más de 200 de familias.

Fotografía: Alcaldía de Bucaramanga
Descargue audio: Ricardo Azuero Buenaventura, subsecretario de Infraestructura de Bucaramanga

Las obras se adelantan gracias a la articulación de esfuerzos entre la Alcaldía de Bucaramanga y la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres -UNGRD.

Tras haberse superado las primeras instancias técnicas, presupuestales y sociales; inició la instalación de cerca de mil anclajes en el barrio Don Bosco. Lo que permitirá la estabilización de las viviendas más vulnerables por su ubicación.

Ver video: Así recibieron los habitantes de Don Bosco la noticia de la construcción de las pantallas ancladas

Precisamente este es uno de los cuatro barrios que representan un mayor riesgo sobre la escarpa occidental. Un sector en el que por muchos años sus habitantes temieron por su seguridad.

“Esta comunidad llevaba años sobrellevando este inconveniente. Se van a intervenir sectores donde las viviendas reflejan grandes afectaciones en las zonas traseras, como lo son los patios. Es evidente que, por la necesidad y el crecimiento de esas familias, han hecho un uso indebido de estos espacios. Esto aceleró sus efectos sobre la escarpa”, explicó Ricardo Azuero Buenaventura, subsecretario de Infraestructura de Bucaramanga.

Leer más: Estos son los escenarios deportivos públicos abiertos en Bucaramanga

Conozca los otros barrios que se intervendrán

Gaitán, San Gerardo y Campo Hermoso son los otros barrios en dónde se instalarán los anclajes como medida de mitigación. Serán más de dos mil anclajes que complementarán la estabilización de las áreas de mayor riesgo sobre la escarpa occidental.

Las obras de instalación iniciarán en los próximos días. Se proyecta que en diciembre de 2022 hayan culminado todas las intervenciones.

Cabe recordar que la inversión asciende a $47 mil millones.

¡Gobernar es Hacer!

Ir al contenido