Más allá del cumplimiento de los protocoles de bioseguridad, las autoridades invitan al personal de la salud y usuarios a determinar sus propios planes de emergencia.

Fotografía: tomada de prensa ESE Isabu

El  ejercicio de Simulacro Nacional de Emergencias se cumplió en este día en un centro de salud en donde los brigadistas de la ESE Isabu simularon atender un sismo, seguido de un conato de incendio en el lugar.

Los brigadistas recrearon en el Día del Simulacro Nacional de Emergencias una situación de sismo para el caso de usuarios que se encuentren por casualidad en uno de estos espacios, actúen de acuerdo a un plan de emergencia determinado.

La  premisa para la atención de una emergencia en un centro de salud se determinó con las siguientes indicaciones:

– Si se presenta una emergencia que requiera evacuación, el personal de salud debe suspender de inmediato la actividad.

– Confirmar la veracidad de la indicación de evacuación

– Si es usuario, atienda las indicaciones del personal de salud del centro o del servicio en donde esté  siendo atendido.

– Desconecte rápidamente los equipos eléctricos de oficinas o consultorios.

– Evacue el lugar caminando, no corra. El pánico genera un efecto de pánico en las personas.

– Diríjase al punto de encuentro determinado afuera de las instalaciones.

– Repórtese ante el brigadista o enfermera de servicio.

En caso de un sismo recuerde alejarse de vidrios y objetos que puedan caer; resguárdese, y de ser posible, aplique la técnica del triángulo de vida.

–  En caso de incendio y con presencia de humo, evacue el lugar en posición de arrastre o gateo.

–  Si sabe usar el extintor, úselo y pida apoyo.

Por: Édgar A. Sánchez

Ir al contenido